Archivo del sitio

Este es el plan de Google para revolucionar los navegadores web


Google está desarrollando una nueva extensión que permitirá acceso directo a la CPU del usuario, haciendo posible un rendimiento máximo en las aplicaciones web.

Fuenete:: Las actuales aplicaciones web ya sea están basadas en estándares como los del concepto Ajax o en tecnologías que mediante extensiones del navegador integran otras categorías de contenidos en sitios web corrientes. Ejemplos de estos son los tecnologías Flash, Java y Silverlight.

20675c_google_hq_450x200

Google es una compañía que ha invertido considerable trabajo y recursos en el desarrollo de aplicaciones basadas en la web. Tanto así que la compañía está desarrollando su propio navegador, Chrome, que con su sencillo interfaz elimina elementos distractores cuando los usuarios están más bien ocupados en los contenidos presentados por las aplicaciones web ejecutadas en el propio navegador.

Chrome incorpora el motor Javascript V8, que proporciona un desempeño en Javascript considerablemente mejor que la mayoría de los navegadores existentes. Sin embargo, todo indica que Google estima que Javascript no está, en sí, en condiciones de entregar el rendimiento que de muchas formas es necesario para que una aplicación web resulte en la misma experiencia para el usuario que una aplicación ejecutada localmente en el PC.

Una solución para lo anterior es traspasar determinadas tareas a una de las citadas extensiones, pero Google no acostumbra basar sus soluciones en tecnologías controladas por los competidores.

Por tal razón, Google está desarrollando su propia extensión para el navegador. Esta sería “neutral”; es decir, funcionaría con todos los navegadores, y sería compatible con todas las versiones modernas, x86, de Windows, Macintosh y Linux. La empresa desarrolla además soporte para otras arquitecturas de procesadores, como por ejemplo ARM y PPC, lo que abre la posibilidad de soporte para teléfonos móviles y consolas de juegos, entre otras cosas.

La finalidad elemental de la futura extensión, denominada Native Client (NaCl), sería dar a las aplicaciones web mucho mejor acceso a la capacidad de cálculo del procesador.

En un comentario en su blog, Brad Chen, del grupo Native Client, de Google, plantea el ejemplo de un sitio para el intercambio y edición de fotografías, que permite al usuario editar las fotos directamente en el navegador, sin abandonar sitio web. Esto puede ser conseguido actualmente, por ejemplo, usando una combinación de JavaScript y ejecución del servicio en el servidor. Esto requiere, sin embargo, el flujo de grandes volúmenes de datos entre el navegador y el servidor, lo que puede ocasionar grandes esperas, incluso cuando el usuario sólo decide hacer pequeños cambios a sus imágenes.

Otras posibilidades involucran el uso del gráfica 3D.

“La posibilidad de poder ejecutar código específico para sistemas en el PC del usuario permite realizar el procesamiento de las imágenes en la propia CPU del PC del usuario, lo que resulta en una aplicación mucho más ágil, al reducirse fuertemente la transmisión de datos y con ello los retrasos”, escribe Chen.

A juicio de Chen, uno de los principales desafíos es la seguridad. “Para contribuir a proteger a los usuarios de malware, conservando la movilidad, hemos definido estrictas reglas para los módulos aceptados”, escribe Chen. Entre otras cosas, los módulos deberán ser elaborados según una serie de criterios estructurales que hacen posible convertirlos en instrucciones. Asimismo, no estará permitido que los módulos contengan determinadas secuencias de instrucciones.

“Este marco estructural apunta a permitir a nuestro runtime detectar y evitar la ejecución de propagación de código potencialmente maligno. Entendemos que es un gran desafío hacer que esta tecnología sea segura y precisamente por esa razón la convertiremos en código abierto en una etapa temprana”, indica Chen.

“A nuestro juicio, la evaluación y los comentarios de la comunidad de desarrolladores, sumada al análisis público de la herramienta, contribuyen considerablemente a mejorar la calidad y seguridad de tecnologías de este tipo”. En ésta página, Google pública una versión de prueba de Native Client. La instalación es compleja e indudablemente no está adaptadas a usuarios finales, solo a expertos.

Versiones de pruebas están disponibles para Windows, Mac y Linux, y para los navegadores Firefox, Safari, Opera y Chrome. El hecho que no se incorpore el navegador Internet Explorer obedece a que éste no tiene, desde 2001, soporte para Netscape Plugin Application Programming Interface (NPAPI). Desde ese año, todas las extensiones para Internet Explorer debieron ser basadas en ActiveX. Los demás navegadores tienen soporte para NPAPI.

La publicación Golem.de ha publicado un vídeo en Youtube , que muestra algunos ejemplos de lo que es posible hacer al tener instalado Native Client.

Fuentes: DiarioTi

La Cocina de los Sistemas Operativos


Bueno por hay encontre una buena info sobre las diferencias entre linux, windows y mac, la verdad no me gusta comparar mucho pero bueno, he aqui un ejemplo claro de esto…

Windows: Comida Rápida

  • Es fácil de conseguir.
  • Sirve para saciar el apetito, pero tiene carencias nutricionales.
  • El usuario tiene muy poco control sobre la personalización de la comida (con queso, sin queso, con pepinillos, sin pepinillos y poco más).
  • Las condiciones higiénicas y sanitarias de preparación (seguridad) son dudosas.
  • La publicidad sobre el producto raramente refleja el producto real (prometen mucho más de lo que el comprador recibe al adquirirla).
  • Siempre hay que pagar un poco más para obtener ciertos extras (bebida grande, extra de patatas, etc.).
  • Aunque aparentemente existen muchas variedades de productos, al final, casi todas saben a lo mismo.
  • Las hamburguesas dicen ser de carne, pero no tienes manera de comprobarlo.
  • si algún plato te desagradó, estaba mal preparado y te sentó mal, no te explicarán qué pasó. Te dirán que en el nuevo menú de la carta ya no existe tal problema.
  • Siempre se quejarán de la comida de otros restaurantes y dirán que la suya es mejor, pero ellos hacen las mismas hamburguesas de siempre.
  • Los dueños de los restaurantes de comida rápida dicen ser filántropos, pero jamás regalarán su producto a menos que tengan un beneficio comercial en tal acción.

Mac: Comida Gourmet

  • Es cara.
  • La presentación es casi más importante que el producto en sí.
  • El usuario no puede aderezar libremente la comida. Tiene que comerla como se la sirven y si cuestiona el sabor, generalmente se le tachará de tener mal gusto.
  • Mucha gente la come no porque crea que es más sabrosa, sino porque al hacerlo aparenta ser un entendido culinario frente a sus amigos.
  • Sólo la consigues en lugares exclusivos, donde cosas comunes que podrías conseguir en otros lados salen muchísimo más caras.
  • Siempre innovando y reinventando, aunque a veces no por agradar al usuario, sino por mantener vivo el negocio.
  • Te aseguran que está elaborado con lo mejor de lo mejor, pero no te dejan entrar a la cocina a ver cómo lo hacen.
  • Si algún plato te desagradó, estaba mal preparado o te sentó mal, no te explicarán qué pasó, aunque te regalarán un descuento para tu próxima comida.
  • Para ellos, la comida que se hace en otros lados es de mala calidad, aunque no la hayan probado nunca o alguna vez usen sus recetas en sus propios platos.
  • El Gourmet se acercará como una persona sencilla, cercana y espontánea, pero apenas empiece a hablar de sus cosas, te darás cuenta que está en un nivel que no te puedes permitir. Sencillamente lo hace por que es bueno para la imagen de su negocio.

Linux: La Comida Casera

  • Siempre estuvo ahí, no se inventó por negocio, sino por necesidad y por placer.
  • Se ajusta a todos los bolsillos, puede ser barata, cara o incluso gratuita.
  • Se cuida la presentación, pero lo importante es la comida.
  • Puedes compartir las recetas con tus amigos. No hay secretos.
  • La puedes hacer tú, un amigo, o puedes recurrir a restaurantes de comida casera, hasta te la pueden llevar a casa o hacértela por encargo.
  • A veces se te puede quemar, pero a la próxima ya sabes cómo evitarlo y te saldrá cada vez mejor.
  • Puede ser jugosa a la vez que muy nutritiva, y la puedes combinar con otros platos.
  • Si la compartes con alguien que la necesita, no vendrá un empleado a decir que tu invitado que no paga no tiene derecho a estar en el restaurante.
  • No hace falta sacarle fotos y disfrazarla para que se vea apetitosa. Lo que ves es lo que obtienes.
  • Para toda la gente, para todas las ocasiones. Hay recetas sencillas y elaboradas, platos para matar el “gusanillo” y para “hincharte a comer”.
  • Existe una variedad inmensa de recetas. Y las puedes usar y modificar a tu antojo.
  • Los demás cocineros son gente como tú, puedes hablar cara a cara con ellos, sencillamente por que les gusta lo que hacen, les encanta la cocina.
  • Aunque por la calle y en la televisión se ve mucha gente yendo a restaurantes de comida rápida y de comida gourmet, hay mucha más gente de la que imaginas que cocina en casa.
  • Los utensilios y productos que necesitarás para prepararla están disponibles en cualquier tienda, o incluso puedes utilizar utensilios caseros y antiguos que tengas en casa.
  • Una vez que la tienes servida en tu plato, lista para comerla, te darás cuenta que nada de lo que puedas comprar por ahí se compara con tu propia comida casera, preparada a tu gusto.